El término “alta capacidad” se emplea en educación formal para referirse a alumnos que, por su alto potencial intelectual, precisan de un apoyo educativo específico, sin el cual no pueden llegar al máximo desarrollo de sus capacidades personales, desarrollo al que aspira nuestro sistema educativo para todos sus alumnos.

En este sentido, altas capacidades hace referencia a unas capacidades excepcionales, en una o más áreas de conocimiento, o en una o más funciones cognitivas.
Se debe remarcar especialmente el hecho de que son capacidades, es decir, algo potencial, lo que quiere decir que no tiene por qué haber un rendimiento, un resultado visible.
Además, esta capacidad tampoco tiene porqué reflejarse en el ámbito académico; hablamos de un potencial para el conocimiento, pero conocimientos hay muchos, y el académico es sólo uno de ellos.


Dentro de las altas capacidades debemos diferenciar entre talento y superdotación:

 

Talento: Se denominan talentosas las personas que muestran habilidades específicas en áreas muy concretas, por lo que se distinguen varios talentos: académico, matemático, verbal, artístico, musical.
Cuando un alumno destaca en una sola área hablamos de talento simple, y su rendimiento en esa área puede ser muy superior, incluso mayor que el que puede alcanzar la persona superdotada (por tanto, ser superdotado no implica ser el mejor).
La combinación de diferentes talentos simples da lugar al talento complejo.
Un perfil de talento complejo destacable es el talento académico, que combina recursos verbales, lógicos y de gestión de memoria que lo hacen especialmente apto para la adquisición de información estructurada, como la académica.
Como el alumno con talento académico puede obtener resultados escolares excepcionales, así como en las pruebas psicométricas de inteligencia, suele confundirse de forma equivocada con la superdotación.

 

Superdotación: Las personas superdotadas pueden aprender y destacar en cualquier área de conocimiento, tienen capacidad para interrelacionar las distintas áreas y para ser creativas, lo que les permite proporcionar una respuesta cualitativamente diferente respecto a las demás personas (a diferencia de los talentos, que muestran respuestas cuantitativamente más elevadas, pero que no se diferencian de las demás en sus propiedades).
 

Como alumnos, en un sistema que valora la reproducción del conocimiento más que la producción, los superdotados no suelen tener los mejores rendimientos, llegando incluso al fracaso escolar en una proporción que debería ser inaceptable (según estudios, el 50%).

                              Características comunes de los niños y niñas de alta capacidad
 

Los niños y niñas con altas capacidades son muy diversos y aunque no manifiestan todas y las mismas características todo el tiempo existen algunas características comunes: 

• Nivel de alerta inusual, tanto a edades tempranas como en la infancia
• Ritmo de aprendizaje rápido; capaces de asociar ideas de manera rápida
• Retienen mucha información; memoria excelente
• Amplitud de vocabulario inusual y estructura de frases compleja para su edad
• Comprensión avanzada de matices verbales, metáforas e ideas abstractas
• Aprendizaje autónomo de la lectura y la escritura en Educación Infantil
• Profundidad emocional; sentimientos y reacciones intensos; altamente sensibles
• Pensamiento abstracto, complejo, lógico y perspicaz
• Idealismo y sentido de la justicia a edades tempranas
• Concentración intensa, persistencia y periodos de atención más amplios según su interés.
• Ensimismados en sus propios pensamientos; soñadores
• Impacientes con sus puntos débiles y los de los demás o con las torpezas
• Capacidad para aprender habilidades básicas más rápidamente y con menos práctica
• Plantean preguntas sagaces y perspicaces; van más allá de lo que se les enseña
• Amplio abanico de intereses, aunque en ocasiones tienen un interés extremo en una única área
• Alto grado de curiosidad; plantean preguntas constantemente y de manera ilimitada
• Interés en experimentar y hacer cosas de manera diferente
• Sentido del humor agudo e inusual, particularmente con juegos de palabras

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

SOBREEXCITABILIDADES
 

La sobreexcitabilidad es una intensidad innata que indica una mayor capacidad para responder a los estímulos.
Encontrándose en mayor medida en las personas creativas y con talento, la SE se expresa en una mayor sensibilidad, mayor conciencia y mayor intensidad, y representan una diferencia real en el tejido de la vida y en la calidad de la experiencia. Dabrowski identificó cinco áreas de intensidad -psicomotor, sensual, intelectual, imaginativa y emocional. Una persona puede poseer uno o más de estos. 

 















 


SOBREEXCITABILIDAD PSICOMOTRIZ

La SE Psicomotriz es una excitabilidad del sistema neuromuscular. Esta intensidad psicomotriz incluye la “capacidad de ser activo y enérgico” (Piechowski, 1991, p. 287), el amor por el movimiento en sí mismo, el excedente de energía demostrada por un discurso rápido, un entusiasmo apasionado, una actividad física intensa, y una necesidad de acción (Dabrowski & Piechowski, 1977; Piechowski, 1979, 1991).
Al sentirse emocionalmente tenso, las personas con una fuerte SE psicomotriz pueden hablar compulsivamente, actuar impulsivamente, portarse y actuar “mal”, mostrar hábitos nerviosos, un impulso activo (que tiende hacia la “adicción al trabajo”), tienen una organización compulsiva, o pueden llegar a ser muy competitivas.
Obtienen gran alegría de su ilimitado entusiasmo físico y verbal y de su actividad, pero otros les pueden encontrar abrumadores. En casa y en la escuela, estos niños parecen no estar quietos nunca. Pueden hablar constantemente. Los adultos y los compañeros Tenemos ganas de decirles que se sienten y se callen! El niño con SE psicomotriz tiende a ser mal diagnosticado como Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad (TDAH).

 

ESTRATEGIAS PSICOMOTRICES:

  • Permitir tiempo para la actividad física o verbal, antes, durante y después de actividades normales diarias y actividades de la escuela -a estas personas les encanta “hacer” y tienen necesidad de “hacer”.

  • Construir actividad y movimiento en sus vidas.

  • Asegurarse de que las actividades físicas o verbales son aceptables y no distraen a los que les rodean. Esto puede necesitar un poco de trabajo, pero puede ser un proyecto divertido y beneficioso para todos.

  • Proporcionar tiempo para la espontaneidad y actividades abiertas, actividades al aire libre. Todo ello tienden a favorecer a las necesidades de una persona con alta SE Psicomotriz.
     

SOBREEXCITABILIDAD SENSORIAL
La SE Sensorial se expresa en una mayor sensación de placer o malestar sensorial o sensitivo que surge de la vista, el olfato, el tacto, el gusto y el oído (Dabrowski & Piechowski, 1977; Piechowski, 1979, 1991).
Los que tienen SE Sensorial tienen una experiencia mucho más amplia de sus inputs sensoriales que una persona media. Tienen una temprana y mayor apreciación de los placeres estéticos tales como la música, el lenguaje y el arte, y obtienen placer de un sin fin de sabores, olores, texturas, sonidos y lugares de interés.
Pero debido a este aumento de la sensibilidad, también pueden sentirse más estimulados o incómodos con los estímulos sensoriales. Cuando se sienten emocionalmente tensos, algunas personas con alta SE sensorial pueden comer en exceso, ir a comprar de forma desmedida, o buscar la sensación física de ser el centro de atracción (Dabrowski & Piechowski, 1977; Piechowski, 1979, 1991).
Otros pueden retirarse o aislarse de la estimulación. Los niños y niñas con SE sensorial pueden encontrar las etiquetas de la ropa, el ruido en el aula, o los olores de la cafetería una distracción y el trabajo escolar puede convertirse en secundario. Estos niños también pueden llegar a quedarse tan absortos en su amor por una determinada pieza de arte o de música que el mundo exterior deja de existir.

 

ESTRATEGIAS SENSORIALES

  • Siempre que sea posible, crear un entorno que limite estímulos ofensivos y proporcionar comodidad.

  • Proporcionar oportunidades apropiadas para estar en el centro de atención, mediante una atención inesperada, o facilitar actividades creativas y dramáticas que tengan audiencia. Estas personas necesitan literalmente sentir el reconocimiento que viene de ser el centro de atención.

  • Dar tiempo para pensar en el placer de lo sensorial y para crear un ambiente relajante

















     

SOBREEXCITABILIDAD INTELECTUAL

La SE intelectual se demuestra por una marcada necesidad de buscar el entendimiento y la verdad, de adquirir conocimientos, así como de analizar y sintetizar (Dabrowski & Piechowski, 1977; Piechowski, 1979, 1991). Aquellas personas con alta SE intelectual tienen mentes muy activas. Son intensamente curiosos, a menudo lectores ávidos y, por lo general, observadores agudos. Son capaces de concentrarse, emprender un esfuerzo intelectual prolongado, y son tenaces en la resolución de problemas cuando lo desean. Otras características pueden incluir disfrutar de una planificación elaborada y tener una memoria visual muy detallada.
La gente con SE Intelectual aman la teoría, el pensar sobre el pensamiento, y el pensamiento moral. Este énfasis en el pensamiento moral a menudo se traduce en una gran preocupación por las cuestiones morales y éticas, las injusticias, la falta de respeto por los niños, o preocuparse por temas de “adultos”, tales como el SIDA, las personas sin hogar, o la guerra. Las personas SE Intelectualmente también son bastante independientes de pensamiento y parecen a veces críticos e impaciente con otras personas que no pueden sostener su ritmo intelectual. O pueden llegar a entusiasmarse tanto con una idea que interrumpen en momentos inapropiados.

 

ESTRATEGIAS INTELECTUALES

  • Enseñar a cómo encontrar las respuestas a las preguntas. Esto respeta y alienta la pasión de una persona para analizar, sintetizar y buscar el entendimiento.

  • Ofrecer o sugerir maneras para que las personas interesadas en las cuestiones morales y éticas puedan actuar sobre sus preocupaciones, tales como la recogida de mantas para las personas sin hogar o escribir a los soldados en Kosovo. Esto les permite sentir que pueden ayudar, aunque sea en pequeña medida, para resolver problemas de la comunidad o el mundo.

  • Si las personas parecen demasiado críticas o abiertas a los demás, ayudarles a ver cómo su intención puede ser percibida como cruel o irrespetuosa. Por ejemplo, diciendo  “es una idea estúpida” puede no ser bien recibida, incluso si la idea es realmente estúpida.
     

SOBREEXCITABILIDAD IMAGINATIVA

La SE imaginativa refleja un mayor juego de la imaginación con una rica asociación de imágenes e impresiones, el uso frecuente de la imagen y la metáfora, una facilidad para la invención y la fantasía, una visualización detallada, y sueños elaborados (Dabrowski & Piechowski, 1977; Piechowski, 1979, 1991).
A menudo los niños ricos en SE imaginativa mezclan realidad con la ficción, o crean sus propios mundos privados con compañeros imaginarios y dramatizaciones para poder escapar del aburrimiento. Les resulta difícil mantenerse en sintonía con una clase donde la creatividad y la imaginación son secundarias a aprender un currículum académico rígido.
Pueden escribir historias o dibujar en vez de hacer trabajo individual o participar en las discusiones en clase, o pueden tener dificultad para completar las tareas cuando una idea increíble los envía fuera en una tangente imaginativa.

 

ESTRATEGIAS IMAGINATIVAS

  • Las personas imaginativas pueden confundir la realidad y la ficción, porque sus recuerdos y nuevas ideas se mezclan en su mente. Ayudar a las personas a diferenciar entre la imaginación y el mundo real haciendo que coloquen un letrero de stop en su vídeo mental, o escribir o dibujar en la cuenta de hechos antes de que lo embellezcan.

  • Ayudar a las personas a utilizar su imaginación para funcionar en el mundo real y promover el aprendizaje y la productividad. Por ejemplo, en vez del cuaderno escolar convencional, hacer que los niños creen su propio sistema de organización.
     

SOBREEXCITABILIDAD EMOCIONAL

La SE emocional es a menudo el primero del que se dan cuenta los padres. Esto se refleja en la intensificación, sentimientos intensos extremos, de emociones complejas, la identificación con los sentimientos de los demás, y la fuerte expresión afectiva (Piechowski, 1991). Otras manifestaciones incluyen reacciones físicas como dolores de estómago y rubor o preocupación por la muerte y la depresión (Piechowski, 1979).
Las personas SE emocionalmente no sólo tienen una notable capacidad de tener relaciones profundas, sino que muestran fuertes vínculos emocionales con la gente, lugares y cosas (Dabrowski & Piechowski, 1977).
Tienen compasión, empatía y sensibilidad en las relaciones. Las personas con una fuerte SE emocional son muy conscientes de sus propios sentimientos, de cómo están creciendo y cambiando, y llevan a menudo a diálogos internos y practican el auto-juicio (Piechowski, 1979, 1991). Los niños con alta SE emocional, a menudo son acusados ​​de “exagerados.”
Su compasión y preocupación por los demás, su concentración en las relaciones, y la intensidad de sus sentimientos pueden interferir en las tareas cotidianas como los deberes escolares o lavar los platos.

 

ESTRATEGIAS EMOCIONALES

  • Aceptar todos los sentimientos, independientemente de la intensidad. Para las personas que no son altamente emocionales, esto parece particularmente extraño. Sienten que los de alta SE emocional son simplemente melodramáticos. Pero si aceptamos su intensidad emocional y les ayudamos a resolver cualquier problema que se pueda dar a lugar, vamos a facilitar su crecimiento saludable.
     

  • Enseñar a las personas a anticipar las respuestas físicas y emocionales y prepararse para ellas. Las personas emocionalmente intensas a menudo no saben cuándo están llegando a estar tan sobreexcitadas como para perder el control o pueden tener respuestas físicas a sus emociones. Ayudar a identificar las señales de alerta físicas de su estrés emocional, tales como dolor de cabeza, manos sudorosas, o dolor de estómago. Al conocer las señales de alerta y actuar sobre ellas de forma temprana, estarán en mejores condiciones para hacer frente a situaciones emocionales y no perder el control.
     

Referencias:

  • Dabrowski, K. (1972). Psiconeurosis no es una enfermedad. Londres: Gryf. (Agotado, en inglés).

  • Dabrowski, K & Piechowski, M. M. (1977). Teoría de los niveles de desarrollo emocional (Vols.1 y 2). Oceanside, NY: Dabor Science. (Agotado)

  • Faber, A. & Mazlish, E. (1980). Cómo hablar para que sus hijos le escuchen y cómo escuchar para que sus hijos le hablen. Ed. Medici.

Alrededor de un 15% de los niños tienen ALTAS CAPACIDADES,
entre PRECOCIDAD, TALENTO y SUPERDOTACIÓN
Estos datos son obtenidos a través de test estandarizados a nivel mundial que muestran que
15 niños de cada 100, tienen capacidades y habilidades específicas que superan la media.
La mayoría de ellos no reciben atención a sus Necesidades Educativas Específicas.